sábado, 25 de febrero de 2017

MEMORIAS OLVIDADAS




Un disco de acetato gira en un viejo tocadiscos reproduciendo un tango de Carlos Gardel. Junto a él, una anciana sentada en un sillón teje una manta como regalo para Albertico el menor de sus doce nietos. Rosita, madre de Alberto, tercera de sus hijas y quinta de sus siete hijos, le había prometido llevarlo la mañana siguiente.

Para la señora Sara, tejer es un arte que practica con pasión y, en ningún momento duda en obsequiar sus obras delicadamente elaboradas a todo aquel que la visite. A medida que va dándole forma a la manta de su nietecito observa cómo el rollo de hilo va desvaneciéndose. Ella se levanta con cuidado y al ritmo que permiten sus avanzados años va caminando y sube la escalera en dirección a su habitación.

Dentro de su cuarto abre el viejo armario buscando el material necesario para seguir trabajando.  Con sus temblorosas y arrugadas manos toma la caja de metal donde guarda sus hilos  y agujas. Entonces escucha un chillido y al voltear ve un pequeño roedor. Exaltada deja caer la caja desparramando su contenido en el suelo. El pequeño ratón aprovecha para salir del armario y huir despavorido.

Con cierta dificultad, la señora se agacha a recoger hilos y agujas. Mientras termina de hacerlo, observa las viejas cajas de su difunto esposo que nunca quiso botar ni regalar. Una a una las va sacando, hurgando en sus contenidos que la llenan de tantos recuerdos  y en el lugar más recóndito, descubre un compartimiento secreto. Al abrirlo encuentra un maletín naranja. Dentro de él viejos papeles de su difunto esposo.

La señora no puede evitar recordar los viejos versos y cartas de amor que su señor le dedicaba en su juventud. Su sonrisa de niño, su actitud siempre jovial  y sus manos fuertes para el trabajo, pero delicadas al momento de brindarle caricias. Al señor Ricardo hacia solo tres años que le habían detectado un tumor maligno del tamaño de un puño. Para ese momento no había nada que hacer. Sólo un par de meses después él partió dejando a la pobre Sara viuda y solitaria en aquella enorme casa.


Junto a los innumerables papeles se encontraba un pequeño frasco transparente. Dentro de él un hermoso talismán dorado con una piedra azul en el centro. Ella la destapo y sacó. No recordaba haberlo visto pero sentía en él algo inquietante que no podía describir. Al darle vuelta ve una inscripción: “La Alianza”. Debajo de la misma un curioso símbolo que estaba segura haber visto hacía muchos años en el tiempo cuando apenas conocía a Ricardo. Aquel hombre galante y misterioso ocultaba tantos secretos. Muchos de los cuales se había llevado finalmente a la tumba.

domingo, 12 de febrero de 2017

El Grito

Por: Daniel Alejandro Escobar Celis




Se giró al escuchar el grito. Era un terrible sonido que penetraba hasta los huesos, produciendo un gran escalofrío que recorría todo el cuerpo. Escalofrío que era incrementado por la gélida brisa marina.

Un hombre observaba intrigado a la mujer que había gritado. El rostro de ella estaba (blanco) como la nieve fresca de invierno. Petrificada, tenía la mirada perdida en algún punto en el otro extremo de aquel viejo muelle.

En el mismo muelle, a unos cuantos metros de distancia podía observar toda la escena sin necesidad de moverme. En mis oídos retumbaba cada latido de mi corazón. Extrañamente todo me parecía irreal. Como si el tiempo se hubiese dilatado de tal forma que si una moneda hubiese caído desde la cintura de aquel hombre, habría podido detallar cada giro en el aire.

Entonces, fui consumido por el mayor de los espantos. Era consciente de lo que el hombre ignoraba y que había provocado semejante reacción en la mujer. En el extremo contrario del muelle se encontraba lo que ella contemplaba pasmosamente.

Una sombría e indefinible figura que parecía erguirse recostada de las barandas de madera. La amorfa y oscura aparición contrastaba con el colorido cielo crepuscular y los rayos de sol reflejados en el sereno mar azul detrás de ella. Durante uno o dos segundos, que me parecieron una eternidad, el tiempo pareció congelarse. Y antes de que aquel hombre o cualquiera pudiese reaccionar, fui testigo del hecho más abominable e inexplicable que ojo humano alguno hubiese podido presenciar.

Aquella cosa indefinible se abalanzó en fracciones de segundos sobre el hombre, devorándoselo. Sin que éste hubiese podido darse cuenta de lo sucedido. Casi inmediatamente después, hizo lo propio con la mujer.

Yo estaba petrificado sin saber qué hacer. Habría querido correr, pero, ¿a dónde?, me encontraba arrinconado entre un extremo del muelle y aquella cosa. Pensé por un instante en saltar hacia las aguas, con la esperanza de poder nadar hasta la costa.

Sin embargo, antes de que pudiese mover músculo alguno, aquel ente monstruoso se giró hacia mí y del insondable abismo que éste embargaba brotaron dos brillantes círculos rojos incandescentes.  Me observaron fijamente en lo que sentí una eternidad, pero que quizás no fuese más de un segundo.

Mi cuerpo temblaba y mi aliento se desvaneció. Entonces esa cosa se abalanzo sobre mí, abriendo unas enormes fauces que llevaban tras de sí las mas incomprensibles tinieblas que haya podido observar. Finalmente… Me desperté.

O al menos eso creí…



sábado, 10 de diciembre de 2016

Historia del mono que quiso ser profesor (final alternativo)

Por: Daniel Alejandro Escobar Celis

Nubes grises cubrieron todo el firmamento hasta que el día fue tragado por una inmensa oscuridad. El retumbar de los truenos hacia que los corazones palpitasen con violencia. Con horror observo como una rojiza lluvia empezó a descender desde lo alto. Luego, se escucharon profundos lamentos que erizan hasta el último de los cabellos. Finalmente… Todo fue caos… Un caos indescriptible…

Aurelio despertó exaltado. Kinkon y Peggy aun seguían dormidos, por lo que respiró profundamente y se acostó de nuevo. Aunque no podía volver a conciliar el sueño.

El cantar de las aves anuncia un nuevo amanecer, mientras una suave brisa se cuela a través de la ventana. Aurelio se da media vuelta arropándose mientras tirita por el frio vespertino. Seguidamente, una dulce y conocida voz se escucha a través del pasillo.

¾    Aurelio ven a comer, el desayuno está servido.
Lentamente Aurelio se incorpora. Apenas pudo conciliar un par de horas de sueño por lo que tardó un tiempo en reaccionar.

Un inquieto pequeño y su amada Peggy están esperándolo en el comedor. Mientras en el centro de la mesa cambures, mangos  y otras frutas junto con un plato servido de sopa de verduras esperan por el desayuno familiar. Peggy nota algo extraño en Aurelio pero este decide no contarle nada de su sueño. Sin embargo es Peggy la que le dice:

¾    Ayer escuche una voz que me decía que debíamos volver a la selva con nuestras familias. Era una voz muy cálida, aunque se escuchaba preocupada… (Peggy hace una pausa) Como si tratase de advertirme de algo.

Aurelio no quiso hacer ningún comentario al respecto. Solo quería despejar su mente, pensar en su familia y disfrutar lo más relajado posible de aquel fin de semana. Sin embargo, eso no fue del todo posible. Los sueños tanto de Aurelio como de Peggy se hicieron recurrentes. Ella insistía en que debían escuchar aquella voz y volver a la selva. Pero el argumentaba que se habían esforzado demasiado en obtener todo lo que habían logrado y no iban a dejarlo todo, solo por una voz desconocida. Fue entonces cuando llego la noticia…

Desde el rincón más profundo de la exuberante selva amazónica venezolana, en aquella tierra lejana de ensueños que había visto nacer a Aurelio; un familiar se había tomado la molestia de venir con noticias nada alentadoras. Su madre se encontraba en un grave estado de salud y quería verlo. Además en su tierra habían entendido la importancia de la educación y querían pedirle que regresara para enseñar el buen camino a los jóvenes del lugar. Aurelio no lo pensó dos veces. Alisto todo lo que tenia y se fue con su familia de regreso a su antiguo hogar.

Durante el viaje de retorno a su antiguo hogar Aurelio escucho una y otra vez una voz cálida que lo hacía sentir mejor. Solo escucha mi voz, tu madre estará bien. Aurelio y su familia fueron muy bien recibidos. Desde su llegada a la comunidad Aurelio se dedicó a cuidar de su madre, su familia y a inculcar en los jóvenes de la comunidad valores y principios morales.

Nuevos vientos de cambios soplaban en aquel rincón selvático. Se sentía como una luz divina descendía desde lo alto. Una luz que se había incrementado con la llegada de Aurelio, pero que había aparecido desde antes. Justo en el momento en que varios miembros de la comunidad comenzaron a sentir y escuchar una presencia divina que los guiaba.

Ni Aurelio ni ninguno de sus familiares eran muy creyentes. Pero desde aquellos momentos un sentimiento de paz y de cobijo los embargo. Tal como si enormes alas protectoras los acobijaran. Aurelio, su familia y el resto de la comunidad  oraron fervientemente por el bien de su madre hasta que finalmente su enfermedad se fue por completo. Aquellos momentos fueron de júbilos. Seguidos por una gran fiesta de agradecimiento por su curación. Aurelio quiso retornar a su hogar con su familia pero la comunidad insistió en que se quedase más tiempo. No mucho después llegaría a la comunidad nuevas y sorprendentes noticias.

El avión presidencial donde viajaba el primer mandatario y toda la plana mayor se había estrellado en el océano atlántico en un viaja al continente europeo. No había sobrevivientes.  Además el vicepresidente y otros altos funcionarios del gobierno habían enfermado repentinamente de una nueva y extraña enfermedad que había aparecido en el país y se estaba extendiendo rápidamente. Aquel lugar en el que se encontraban era uno de los pocos alejados que no habían sido alcanzados por aquella plaga.

Por varios meses el  caos la anarquía y el desconcierto reino en el país. Durante ese tiempo Aurelio se mantuvo junto con su familia preocupado por su país y por aquellos conocidos con los que no había podido comunicarse. Aquella voz que los había guiado hasta aquel lugar y que los había ayudado tanto, ahora  les pedía fe, paciencia y calma. Largas fueron las horas, días y meses de plegarias y oraciones en pro del país hasta una luz comenzó a aparecer en el horizonte.

Un nuevo gobierno se instauro en el poder. Uno totalmente ajeno a las políticas anteriores con una visión muy clara de lo que se necesitaba hacer. Casi a la par un grupo de científicos Venezolanos de manera milagrosa consiguieron crear una vacuna contra aquella pandemia que había resultado tan devastadora. La ayuda para la producción y distribución de la misma llego de diversas partes del mundo y en menos de un año aquella plaga había sido exterminada.

Ahora nuevas noticias alentadoras llegaban desde la capital el nuevo ministro de educación había sido uno de los profesores más queridos por Aurelio y sus compañeros. Ahora él con el fin de rescatar la educación en Venezuela, estaba en búsqueda de sus mejores y más brillantes estudiantes. Aquellos que tuviesen el perfil y la vocación de servicio más idóneo para enfrentar tamaño desafío.


Después de todo el tiempo de zozobra por no saber de sus compañeros. Ahora se reunía con ellos para modificar, dirigir y sentar las bases de un nuevo sistema educativo basado en la excelencia donde los niveles de exigencias fueran nuevamente elevados y donde se le diese un trato digno a todos aquellos que ejercieren la profesión docente. Aurelio se convirtió en ese momento en el líder de planificación curricular. Nuevos cambios educativos se avecinaban. Esta vez grandes naciones en materia educativa como Finlandia, Noruega, Japón, China y Corea del Sur serian los modelos a seguir.

martes, 6 de diciembre de 2016

YO (DOCENTE) Y LA WEB 2.0.

Por: Daniel Alejandro Escobar Celis

Al hablar de web 2.0 lejos de tratarse de un nuevo cambio en la World Wide Web nos referimos a todas las páginas que facilitan el compartir de información mediante la interacción entre usuarios. Wikipedia  (2016) nos dice que la web 2.0 es: “aquellos sitios web que facilitan el compartir información, la interoperabilidad, el diseño centrado en el usuario y la colaboración en la World Wide Web”. Entre las web 2.0 más conocidas están: Wikipedia, youtube, blogger, redes sociales como facebook o twitter y muchas más. El contenido interactivo, el fácil y libre acceso de este tipo de páginas (con tan solo registrarse se puede subir y editar contenido) permite una gran diversidad de usos. Entre estos está el educativo.

Como profesor de matemáticas comprendo la importancia y las ventajas que representan estas herramientas tecnológicas. Por ejemplo, casi la totalidad de los contenidos de las asignaturas que dicto se pueden conseguir en páginas como youtube. Lo que permite que estudiantes con dudas puedan disiparlas en sus propios hogares sin necesidad de esperar el inicio de otra clase. Incluso en varias oportunidades algunos estudiantes sugirieron que grabase algunos vídeos para subirlos. Dicha idea aun me sigue pareciendo buena. Sin embargo, nunca la he llevado a cabo por falta de herramientas (comenzando por un equipo de audio y vídeo decente).

Siguiendo el tema de mis clases de matemáticas. Hace un par de años cree un blog en el cual subí la tabla de contenidos de la asignatura, así como también diversas guías tanto teóricas como prácticas. Este blog me ahorró la tarea en su momento de tener que llevar las guías para que las fotocopiaran. Además, debido a que el contenido se mantiene en línea los estudiantes pueden consultarlo en cualquier momento que puedan o deseen.

    Estas son solo algunas de las ventajas que brinda la web 2.0. Claro está que al ser estas páginas tan fácilmente editables surgen algunos problemas en cuanto a contenidos.  Así como existen buenos, otros pueden estar parcial o totalmente errados. También  pueden surgir algunos inconvenientes debido a  la percepción de los usuarios (se podría dar una información y ser interpretada en forma errónea). Por estas razones es importante resaltar a nuestros estudiantes la importancia de hacer consultas antes de asumir algo investigado como cierto.

Para poder utilizar las herramientas web 2.0 debemos tomar en cuenta diversos factores tanto de nosotros como docentes como de nuestros estudiantes. Entre estos tenemos: disponibilidad para imprimir (en caso de querer dejar guías), acceso a internet (recordemos que no todos pueden costear el internet y no todos los que lo tiene pueden garantizar su disponibilidad gracias a la “rapidísima y genial” red de comunicaciones en Venezuela), condiciones del instituto en que laboremos entre otros.

 Trabajar con herramientas de la web 2.0 requiere bastante dedicación y esfuerzo. Pese a esto, es recomendable en la medida de lo posible ir efectuando un proceso de transición. Con el fin de utilizar los beneficios que estas nos ofrecen en el proceso de enseñanza aprendizaje de las asignaturas que dictemos. Recordemos que nuestro deber como docentes es utilizar nuestros conocimientos y creatividad para utilizar estrategias que permitan mejorar el proceso de enseñanza aprendizaje. Esta es una de las mejores formas de convertirnos en docentes exitosos.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

¾    Wipedia la enciclopedia libre. (2016). [Página web en línea]. Disponible: https://es.wikipedia.org/wiki/Web_2.0/ [Consulta: 2016, Noviembre 30]


sábado, 26 de noviembre de 2016

TÉCNICAS DIDÁCTICAS TRADICIONALES VS. NO TRADICIONALES

Por: Daniel Alejandro Escobar Celis 




Para establecer un concepto de técnicas didácticas podemos tomar la definición de la RAE de técnica junto al concepto de didáctica de Imideo Nerici (1985). Al juntar ambos, podemos decir que las técnicas didácticas son un conjunto de procedimientos y recursos que sirven para dirigir el aprendizaje de la manera más eficiente posible. Debemos hacer la salvedad para evitar confusiones que la didáctica es la ciencia o el arte orientada a la enseñanza, mientras que las técnicas didácticas hacen referencia a un procedimiento especifico utilizado en un momento determinado.

Las técnicas didácticas se clasifican en tradicionales y no tradicionales. Un cuadro comparativo entre ambas técnicas es el siguiente:




Aspectos
Técnicas Didácticas Tradicionales
Técnicas Didácticas No Tradicionales
VISIÓN

-  Basado en: contenido (clásico - tradicional - intelectualismo individualista)
-    Centrado en los contenidos  transmitidos por el profesor.
- Primordial (protagonismo del docente) excluido protagonismo del alumno 

-  Basado en: habilidades y conocimiento
- Centrado en los objetivos como elementos claves para enseñanza –aprendizaje
-  Relación dialógica profesor- alumnos
FIN
Transmitir, acumular y reproducir  información para formar al alumno desde la óptica enciclopedista Promover el aprendizaje significativo  mediante desarrollo de estrategias cognitivas en los alumnos para aprender a pensar
FUNDAMENTO
-           Empirismo: a partir de las experiencias el ser humano acumula conocimiento
-           Carácter metódico y orden estricto de la enseñanza
-           Asociacionismo: principios de conexión pensamientos o ideas de la mente
-           Positivismo pedagógico:


Psicología experimental: Herbart, Barth,  Wundt
-           Idealismo: busca acoplar al educando a la realidad en que esta inmerso.
-           Proceso dinámico, libre y natural de aprendizaje
-           -Base biológico psicológica: conductismo cognoscitivista (Piaget).
-           -Base psicológico-afectiva:
-           Freire: humanismo
-           Psicología genética (Piaget):
-           Aprendizaje por descubrimiento (Bruner).
-           Aprendizaje por recepción verbal significativa (Ausubel).
-           Teoría (Vigostky).


- Teoría de los esquemas (Kelly, Anderson, Norman, Rumelhart)
TIPOS
-         Clase Magistral o clase expositiva
-         Seminario
-         Práctica de campo
-         Estudios de casos
Tutorías académicas 
-         Simulación y juegos
-         Lluvia de ideas
-         Reunión de corillos
-         Estudio dirigido
Debate
MAESTRO
-         Base clave y elemento principal

-         Modelo y guía del aprendizaje

Rígido, imponente y arbitrario
-         Relación afecto-camaradería entre maestro y alumnos rol conjunto en el aprendizaje
-         Facilitador que acompaña en el proceso de aprendizaje
Estimula, orienta y adapta ante necesidades 
ALUMNO
-         Participación académica pasiva
-         Receptor del saber conocimiento que el docente transmite debe asumir el alumnado sin cuestionarlo
Escucha, repite y obedece
-         Participación académica activa
-         Creativo, emprendedor, revisa, enriquece y reconstruye sus conocimientos
Construcción de saberes colectivos
APRENDIZAJE
-         Basado en las clases magistrales del docente, toma de apuntes y memorización
-         Rutina de ejercicios y lecciones
-         Atención fundamental el proceso instructivo


La memoria tiene un rol decisivo.
-         Basado en Feed back retroalimentación alumno docente (aprendiendo a aprender)
-         Dinamiza y desarrolla la actividad escolar
-         Atención a la asimilación de lo aprendido


Cambio de las estructuras mentales.

A primera vista saltan las ventajas de utilizar técnicas no tradicionales con respecto a las tradicionales al momento de fijar conocimientos. No obstante la realidad es más compleja de lo que aparenta a simple vista.

En grupos de profesionales o de personas con cierto grado de madurez es particularmente viable la utilización de técnicas no tradicionales. En este tipo de grupos es común encontrar mayores niveles de compromiso y de conocimientos previos que hacen posible una mejor retroalimentación logrando que las distintas técnicas didácticas no convencionales cumplan su fin.

En grupos de jóvenes y adolescentes la situación puede ser diferente, pues estos tienden a tener niveles de madurez y sentido de la responsabilidad menores que el grupo anteriormente mencionado. Unido a esto (y lo digo por experiencia) muchos de estos grupos se encuentran tan familiarizados con los sistemas tradicionales que al menos para ciertos tipos de contenidos les cuesta adaptarse a la aplicación algunas técnicas no tradicionales. En este sentido lo recomendable es iniciar las clases con técnicas tradicionales y paulatinamente ir haciendo la transición hacia técnicas no convencionales que permitan mejorar el proceso de enseñanza- aprendizaje.

El grupo de individuos a los cuales se les pretende transmitir conocimientos no es la única variable que influye en el tipo de técnica a utilizar. Criterios como el objetivo, el contenido, la madurez del grupo, la cantidad de participantes, el ambiente de enseñanza, la experiencia del facilitador entre otras características también influyen en el tipo de técnica más idóneo para utilizar. Un ejemplo es cuando queremos explicar un procedimiento o estructura de una asignatura abstracta. En este caso se hace difícil aplicar una técnica no tradicional de enseñanza por lo que se realiza una exposición de las definiciones y de de las estructuras para luego de ser posible aplicar técnicas más constructivistas.

En líneas generales la aplicación de alguna técnica didáctica bien sea tradicional o no tradicional depende en gran medida de una serie de características y variables que deben ser tomadas en cuenta por el facilitador y que en última instancia dependen de las habilidades y conocimientos del mismo. Es decir que cada vez que tengamos que enseñar algún contenido debemos evaluar al grupo, a nosotros mismos y a diferentes variables relacionadas para poder decidir que técnicas aplicar.

Recordemos a Sun Tzu que su libro El Arte de la Guerra dice “Conoce a tu enemigo y conócete a ti mismo; en cien batallas, nunca saldrás derrotado”. Si sabemos de que somos capaces y sabemos de que son capaces aquellos a los que pretendemos enseñar, podremos lograr que nos entiendan y aprendan de nosotros.

Mi experiencia estudiantil en la UNEG

Por: Daniel Alejandro Escobar Celis

Me gradué de Tecnólogo Industrial en noviembre del 2007 y de Ingeniero Industrial un 14 de noviembre del 2009, me inscribí en la UNEG (Universidad Nacional Experimental de Guayana ) un 29 de septiembre del año 2003 luego de ser asignado por el CNU en la carrera de Tecnólogo en Procesos Industriales. El mismo día de la inscripción la encargada de recepción de las planillas en control de estudio me informo que dicha universidad no dictaba esa carrera como tal, sino que daban era Ingeniería Industrial. En ese momento pensé. Bueno mejor, en ves de estudiar para ser TSU, estudiare para ser ingeniero.
No fui muy sociable durante el liceo, y a decir verdad prácticamente no salía de mi casa. Fue apenas al entrar a la Universidad cuando poco a poco ese tipo de cosas fueron cambiando. Haciéndome un poco más sociable y saliendo de cuando en cuando. Una mala costumbre que había adquirido con el pasar de los años durante el liceo (en especial los últimos años) fue la de estudiar muy poco antes de las evaluaciones. De hecho en la mayoría de las ocasiones presentaba solo con lo que veía en clases o lo que estudiaba el día anterior, incluso minutos antes de la evaluación. En el liceo esa mala costumbre se había arraigado sobre todo en los últimos años debido a que me había dado resultado. Sin llegar a ser un extraordinario estudiante, mis calificaciones durante el liceo no fueron malas. Quise aplicar esa mala costumbre en universidad con resultados bastante negativos. Eso se evidencio en especial con mis notas binarias en mis dos primeros exámenes de Matemática I. Entonces comprendí que ya no estaba en el liceo y que ahora debía adaptarme al cambio. ¡Ahora si tenía que estudiar en serio!
Antes de entrar en la universidad solía acostarme temprano antes de las diez incluso a las ocho o nueve de la noche. Eso cambio luego de entrar a la universidad sobre todo cuando en el segundo y tercer semestre inscribí materias en la noche. Para ese entonces salía de clases después de las ocho o de las nueve y llegaba a mi casa después de las nueve o de las diez. Luego de comer bañarme y terminar de arreglar todo para el día siguiente terminaba acostándome después de las once. Eso sin contar los muchos días que me quedaba estudiando hasta altas horas. Desde ese entonces me habitué tanto a acostarme tarde que aun hoy en día me cuesta hacerlo antes de las once o incluso media noche.
Recuerdo que me levantaba temprano en la mañana a esperar el transporte para la universidad que pasaba habitualmente entre las seis y diez y las seis y media de la mañana. En un principio me montaba en alguno de los transportes 1S, 2S o 7S pero al final termine por montarme siempre en el 1S en primer lugar porque era el que pasaba mas cerca de mi casa y en segundo lugar los otros dos transportes me dejaban muy a menudo. Cuando comencé a utilizar el transporte 1S este iniciaba su ruta en Inés Romero, 25 de Marzo, bajaba por la Manuel piar, las residencias Orinoco, luego pasaba por el centro de San Félix, el Roble por fuera para finalmente tomar la Avenida Guayana hasta la universidad, en ese tiempo yo podía elegir libremente un lugar donde sentarme. Incluso en varias oportunidades quedaban asientos vacios. Algo que con el tiempo fue cambiando al punto  que tenia que caminar varias cuadras para montarme en el transporte una o dos paradas antes con la esperanza de poder encontrar un lugar donde sentarme. Finalmente después de varios semestres debido a la sobrepoblación en el transporte 1S se vieron en la necesidad de dividir la ruta: El 1S no volvería a pasar ni por el centro de San Félix ni mucho menos por el Roble por Fuera, en vez de eso tomaría la Avenida Guayana justo en la casa de la mujer; mientras que el transporte 7S seria el encargado de pasar por el centro de San Félix y por el Roble por Fuera. En la actualidad la población estudiantil a crecido aun mas y el transporte 1S que pasa a solo una cuadra de mi casa lo veo pasar ocasionalmente cuando voy al trabajo en la mañana totalmente lleno tal cual como los directos que van a Alta Vista con estudiantes que tienen que agarrarse en la puerta para poder ir montados en él. Las pocas veces que e ido a la UNEG en los últimos tiempos he tenido que ir en la puerta pues solo pensar en sentarse en aquel transporte en la parte de la ruta donde yo me monto es una utopía (ya a estas alturas de sinceridad deberían ir pensando en dividir la ruta o mas bien en asignar dos transportes). En efecto a veces he preferido irme en el transporte de la UNEXPO aunque pase más temprano y tenga que caminar todo el trayecto. La única manera que piense en montarme en el transporte de la UNEG es que tenga que ir al Atlántico (o como algunos le dicen Ciudad Perdida).
De la UNEG Puedo hablar especialmente de la sede de Villa Asia ya que en ella estudie desde el 2003-II hasta el 2008-II (cuando vi mis últimas materias). Mi primera impresión de esa sede fue que más que una universidad parecía un colegio o escuela. Aunque por supuesto con el tiempo termino convirtiéndose en parte especial de mi vida. En cuanto al Atlántico como infraestructura siempre me pareció más acorde para una universidad. De esta última no tengo tantas experiencias como de Villa Asia pues iba en promedio menos de diez veces por semestre y solo recuerdo haber cursado una asignatura en ella. En contra parte de la sede de Villa Asia donde algunos compañeros bromeaban diciendo que una vez muerto saldría como espanto porque incluso cuando no tenia clases se me podía ver deambulando desde temprano en la mañana hasta tarde en la noche.
Durante mi estadía en la UNEG reconozco que se hicieron  varios cambios desde que ingrese a la universidad y que también se han hecho otros más después de egresar. Uno de los primeros cambios que recuerdo fue en el comedor. Cuando estaba en el primer semestre recuerdo que la cola del comedor iniciaba desde la puerta trasera que apunta hacia la avenida; en ese entonces existía una baranda que comenzaba en aquella puerta recorría toda la pared a lo largo de la cancha hasta llegar al pasillo que da a las primeras aulas numeradas. El comedor se veía algo deteriorado. No recuerdo si había o no aire acondicionado tendría que preguntarle a alguno de mis ex compañeros. Pero si se que los mesones eran viejos y grandes donde se podían sentar hasta 4 personas por banco y que el techo se veía bastante deteriorado. Estando en los primeros semestres comenzaron con la remodelación del comedor. Obviamente durante ese tiempo estaba cerrado. Hicieron varios cambios: repararon el techo, cambiaron las ventanas, quitaron la baranda por donde uno hacia la cola (mas adelante al reinaugurarlo se comenzó a hacer la cola del comedor desde la parte frontal que da a los pasillos) y si no me equivoco fue cuando colocaron los Split. En fin hicieron varios cambios importantes en el comedor. Durante ese par de semestres que duro la remodelación se entregaba viandas de comida a los estudiantes durante el almuerzo. En ese entonces todas las aulas quedaban abiertas al mediodía y nosotros nos metíamos a alguna de ellas a comer. El problema fue que muchos estudiantes desconsiderados dejaban tiradas las bandejas de comida e incluso terminaban por hacer regueros en los salones,  por supuesto esto no le gusto nada a los encargados de limpieza los cuales comenzaron a quejarse. Producto de eso comenzaron a cerrar los salones al mediodía. Desde ese momento si querías hablar, comer o lo que sea ya no podías entrar a un salón como antes. Pudiese parecer una tontería pero yo siempre luego de almorzar elegía un salón acomodaba algunas sillas y me acostaba unos veinte o treinta minutos. Desde que cerraron las aulas ya no podía hacer más eso. Las únicas aulas que quedaban abiertas eran aquellas cedidas a grupos de jóvenes evangélicos que hacían sus cultos de oración en esos momentos. Así que aprovechaba la situación y mientras ellos oraban yo me acostaba en las sillas. Sé que siempre se me quedaban viendo pero no les prestaba atención.
Otros de los cambios físicos de la sede que recuerdo son: el techado de la cancha, la creación del laboratorio de ciencia de los materiales (que nunca llegue a utilizar) y el reacondicionamiento del laboratorio de informática. Con respecto a ese punto recuerdo que tenían computadoras viejas y obsoletas. También durante mis estudios en la UNEG pasamos de ver algunas clases con retroproyectores a ver clases con video been, varios reacondicionamientos de los baños en especial los cercanos al laboratorio de química, el cierre de los baños cercanos al comedor, entre otros. Pero de momento eso es lo que recuerdo. También ya casi saliendo de la universidad recuerdo un grupo de compañeros de la carrera que como proyecto de servicio comunitario hicieron las mesas de concreto que se pueden ver hoy en la entrada de la sede y en la parte posterior donde esta procesos productivos. Realmente no recuerdo si hicieron otras más. Otros importantes cambios que vi hacerse durante mi estadía en la UNEG pero ya no de tipo físico fueron varios realizados en especial durante el proceso de inscripción, cuando yo ingrese a la universidad las inscripciones se realizaban en la cede del atlántico se colocaba toda una serie de listados por carreras y por niveles desde el nivel diez hasta el nivel cero cada una de las listas eran ordenadas de acuerdo a las notas obtenidas en el semestre anterior. Ese sistema siempre me pareció de los más justo aunque hay que reconocer que era engorroso en especial para los profesores que tenían que estar encargados de inscribirnos. Mas adelante se implemento el sistema SASE y se comenzaron a realizar las inscripciones por internet. Aun recuerdo todos los dolores de cabeza que le daban a uno al tratar de entrar a la página la hora asignada para las inscripciones debido a que esta siempre vivía colapsada. Yo era uno de los que intentaban ingresar varios minutos antes de la hora que me tocaba y le daba a actualizar a cada rato hasta que al fin la página lograba abrir y me podía inscribir. Lo que me parecía injusto de este sistema es que conocí a muchos excelentes estudiantes que debido al colapso de la página no podían inscribirse y después tenían que pasar por todo un martirio para poder adicionar un par de materias.
Otro cambio que recuerdo durante mi pase por la UNEG fue con respecto a los transportes, ya mencione que la ruta en la que me iba a la universidad la dividieron pero también es cierto que se crearon un par de rutas más. Por otra parte recuerdo que el transporte lo agarrábamos fuera de la universidad frente a la escuela que queda diagonal a la sede de Villa Asia. A lo largo de una de las aceras se colocaban en orden los transportes de San Félix y a lo largo de la otra acera aledaña a la escuela se colocaban los de Puerto Ordaz que siempre salían primero. Más adelante estando yo aun en la universidad se habilito el estacionamiento que queda en villa Asia al lado del comedor para que salieran los transportes. Otro de los cambios que recuerdo fue cuando comenzaron a repartir las cenas a eso de las seis o siete de la noche en el comedor. Sin contar los mil y un intentos que hicieron con los tickets del comedor para tratar que uno no se coleara y respetara su cola. Bueno lo admito yo era uno de los que vivía coleándose en los primeros semestres. Aunque no importaba que tanto me coleara siempre había alguien que se coleaba antes que yo. Con el pasar del tiempo deje de hacerlo. No sé si fue porque fui madurando o por las veces que me dejaron sin almuerzo o qué, pero así fue.
Académicamente entre las cosas que mas recuerdo están dos frases que el profesor que me dio informática decía habitualmente, una de ellas lo hacia cuando uno le enseñaba un ejercicio y este tenia algún detalle o error, “piénsalo mejor”, la otra era cuando uno se trancaba en un ejercicio el solía decirnos: “¿Tu viste The Matrix?... que le dijo Morfeo a Neo… libera tu mente”, ese par de frases me hacían molestar mucho y aunque parezca ser maldad o comodidad para no explicar en lo personal me ayudaron debido a que gracias a eso me esforzaba mas y mas no importando cuantas horas o días me llevara en realizar los programas, cuando finalmente lograba hacerlos que se los enseñaba y el me decía que pasara a la pizarra sentía una gran satisfacción. Como todo hubo cosas buenas y malas, excelentes profesores y profesores no tan buenos, profesores que me enseñaron a pensar, que me inculcaron el amor a sus materias, profesores en los cuales podía ver el brillo en sus ojos cuando veía algún ejercicio algo complejo sobre el cual uno les iba a preguntar, profesores que nos enseñaron la pasión por la enseñanza, la disciplina, el valor de esforzarse y la satisfacción luego de alcanzar alguna meta, aunque también había profesores fantasma que uno solo veía un par de veces en el semestre, y peor aun profesores que aunque fueran todos los días uno nunca les entendía algo y si uno llegaba a preguntar lo mandaban a leer del libro (Siempre deteste ese tipo de profesores).
Estas son solo algunas de las anécdotas y algunos de los recuerdos que tengo durante mi tiempo estudiando Ingeniería Industrial en la UNEG de Villa Asia. Todo esto durante mis once semestres y tres intensivos en la UNEG que incluyen el primer semestre el cual reprobé por enfermarme con dengue y no retirarlo, además de un semestre en el que para no cursar solo el trabajo de grado inscribí un par de asignaturas electivas extras (se puede decir que realmente la carrera la curse en nueve semestres y tres intensivos). De mi paso por la UNEG tengo muchos recuerdos de todo tipo. Después de todo fue mi segundo hogar durante seis años, pasando en muchas oportunidades más tiempo en ella que en mi propio hogar.
De manera general puedo decir que entre lo que me dejo mi paso por la UNEG en el plano personal está el hecho de pasar de ser alguien totalmente asocial que prácticamente no trataba a nadie a uno que aprendió al menos en parte a relacionarse y a tratar a otras personas, aunque admito que sigo siendo algo asocial. En la UNEG aprendí a perder mi miedo escénico así como a exponer. Bueno lo admito tarde más de seis semestres en aprender a realizar una exposición más o menos decente. Pero funciono después de todo en mi exposición de trabajo de grado me felicitaron principalmente por mi seguridad al hablar, además ya llevo varios años dando clases en otros institutos universitarios. Lamentablemente he desistido de seguir intentado dar clases en mi querida UNEG ya que me han rebotado varias veces.  Primero por no ser Licenciado en Matemática y luego al hecho de que me quedara matemática I en el primer semestre. Fue en la UNEG donde conocí y me uní al CEEUNEG (Centro de Excursionismo Ecológico de la UNEG) gracias a este centro conocí y he viajado varias veces a la Gran Sabana y a otros lugares, además el centro me ayudo especialmente en el ámbito de las relaciones personales, del desenvolvimiento al momento de hablarle a turistas, desarrollo de la paciencia al atender a personas, perdida del miedo escénico entre otras cosas. Aunque mi memoria no de para recordar todo el tipo de experiencias pasadas en la universidad puedo decir que fueron muy buenos momentos en la que siempre he considerado como mi segundo hogar: en él reí, llore, pase buenos y malos momentos, desayune, almorcé, cene, me bañe un par de veces y estuve de una u otra forma a casi cualquier hora, incluyendo las veces que salimos de madrugada para la gran sabana.
Después de graduarme en la UNEG han hecho aun más cambios entre los cuales he visto: la creación de rampas aledañas a las escaleras alrededor de toda la cede, la creación de un laboratorio de dibujo técnico computarizado, la ampliación de la biblioteca con la creación de algunos salones de estudio justo en donde estaba un pasillo en el cual nos solíamos sentar a descansar o estudiar y la instalación de mesas para poner el video been en las aulas.
De cuando en cuando voy a la universidad aunque sea a saludar y a conversar con algunos de mis ex profesores y profesoras. En especial los de procesos productivos y algunos del área de matemática. En fin no sabría bien como describir todas mi experiencias en la UNEG solo puedo decir que siempre la recuerdo y recordare como mucho cariño como mi segundo hogar y porque no aun sigo deseando algún día poder dar clases en ella aunque sea por un par de años.


Ciudad Guayana Agosto 2015

jueves, 24 de noviembre de 2016

COMUNICACIONES MODERNAS, INFLUENCIAS Y REALIDADES EN NUESTRAS AULAS.


Por: Daniel Alejandro Escobar Celis 

Aquellos con más de veinte años aun recordamos con cariño los celulares Nokia por su resistencia, duración de batería y tal vez también por su juego de la serpiente. En ellos solo teníamos unas pocas funciones que incluían hacer y recibir llamadas además de enviar y recibir mensajes de texto. Menos de  dos décadas después los celulares cuentan con más funciones y capacidades que muchas computadoras de aquella época. La tecnología ha tenido un avance exponencial, en especial la relacionada con el manejo de la información.
El mundo académico no ha sido totalmente ajeno a este auge tecnológico. Cada día es más común escuchar hablar de blogs de profesores, aulas virtuales y en general de TIC (Tecnologías de la información y la comunicación) aplicadas a la educación. Anteriormente las clases se limitaban a la exposición del profesor en una pizarra. Escasamente se veían algunas de estas con los antiguos retroproyectores  que no ofrecían mucha novedad, además de facilitarle el trabajo de escritura al profesor. La llegada de los video beam a las aulas de clases, le trajo a las mismas un poco mas de dinamismo y abrió nuevas posibilidades.

Fue cuando se dejo de ver al internet solo como una gran biblioteca de rápido acceso y se observo su potencial como herramienta de enseñanza, que las TIC cobraron importancia en la educación. Según la universidad de Yacambú expresado en un artículo online de Universia con fecha 29 de julio de 2015 las ventajas de las TIC en la educación son: “interacción sin barreras geográficas, aprendizaje a ritmo propio, desarrollo de habilidades, fortalecimiento de la iniciativa y corrección inmediata”. Un ejemplo de TIC es la llamada aula virtual la cual según la página de la Universidad de Murcia-España se define como: ”la plataforma de enseñanza virtual (elearning) mediante la cual los profesores y alumnos disponen de diversas herramientas telemáticas que facilitan el desarrollo de los procesos de enseñanza y aprendizaje. A su vez, proporciona otras herramientas de carácter general que facilitan una comunicación más flexible y permiten el acceso a la información y los recursos digitales de las asignaturas”.

En Venezuela algunas universidades han empezado a dictar parcial o totalmente asignaturas a través de aulas virtuales. Por supuesto, algunos contenidos son más susceptibles a poder utilizar TIC que otros. Además el número de profesores universitarios que emplean correos electrónicos para asignar y recibir trabajos, así como también los que emplean blogs para tales fines aparte de ofrecer material de apoyo y complementario sigue en un continuo aumento.

En el caso particular de la UEPO institución en la que laboro. Si bien no está totalmente extendido el uso de blogs y aun menos el de las aulas virtuales, dichas TIC junto a otras que impliquen el uso de programas y páginas online son bastante viables. Sin embargo otro tipo de TIC que impliquen el uso de herramientas tecnológicas dentro del aula de clases no lo son, debido a las pésimas condiciones de la institución y la delincuencia imperante en el sector.


Con base a lo anteriormente expuesto podemos decir para el caso específico de la UEPO que si bien la adaptación de contenidos para el uso de ciertas TIC pudiera parecerle a algunos un trabajo laborioso. Es nuestro deber como formadores utilizar las mejores herramientas para la efectiva transmisión de los conocimientos que debemos impartir. Por ello recomiendo a los profesores (incluyéndome) realizar de manera sistemática una revisión de los contenidos a impartir creando guías de contenidos y guías prácticas para ser publicadas en blogs personales, así como también publicación de tutoriales, videos y demás información relevante que facilite el desarrollo de los contenidos y la evaluación de los mismos aprovechando los recursos tecnológicos disponibles. Al final nuestros esfuerzos serán recompensados cuando lo que queremos enseñar llegue con mayor facilidad y además nuestros procesos de enseñanza, aprendizaje y evaluación se vean facilitados.